Tuesday, July 16, 2019

Senado de EE.UU. aprueba 4.500 millones de dólares en ayuda fronteriza

Washington, 26 jun (EFE).- El Senado de Estados Unidos aprobó este miércoles un proyecto de ley que autoriza 4.500 millones de dólares en ayuda fronteriza, incluyendo casi 3.000 millones de asistencia humanitaria, aunque con matices distintos a la ley que ratificó este martes la Cámara Baja.

La medida recibió 84 votos a favor y 8 en contra (dos republicanos y seis demócratas) en una Cámara Alta controlada por los conservadores.

Aunque las propuestas de la Cámara de Representantes, con mayoría demócrata, y el Senado tienen similitudes, aún existen diferencias en los fondos destinados al Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, en sus siglas inglés).

Los legisladores esperaban obtener un proyecto de ley común antes de que el próximo 4 de julio entren en receso, pero las perspectivas de que ocurra se muestran ahora complicadas.

Los republicanos del Senado señalaron que esperan que los demócratas de la Cámara de Representantes acepten su proyecto de ley, a pesar de las diferencias políticas.

“La Cámara sabe que no puede obtener una firma en su ley y la mayoría de lo que quieren está en la nuestra, que es además bipartidista”, apuntó el senador republicano John Thune en una de sus intervenciones.

Los demócratas de la Cámara de Representantes aprobaron este martes su propia legislación fronteriza, que no incluye ninguna financiación para el Departamento de Defensa ni los 3,7 millones de dólares para el pago de horas extra para los agentes de ICE.

Los demócratas negociaron este martes durante horas la letra pequeña del acuerdo, ya que sus congresistas más a la izquierda se oponían a financiar un paquete que en un principio había solicitado el presidente Donald Trump para sus políticas.

Este sector de los demócratas logró imponer condiciones relativas a salud y seguridad en la manera de invertir los 4.500 millones destinados a los inmigrantes detenidos, lo que provocó la oposición de Trump y una amenaza de veto por parte de la Casa Blanca.

La aprobación de ambos paquetes legislativos llegó días después de que se conociera que la Patrulla Fronteriza tenía encerrados en condiciones insalubres a centenares de niños en una comisaría de Texas, lo que ha provocado una gran indignación en el país.

La frontera sur de Estados Unidos vive desde hace meses una oleada sin precedentes en la última década de migrantes, en su mayoría familias centroamericanas solicitantes de asilo.

Solo en mayo, EE.UU. detuvo en su frontera sur a más de 132.000 inmigrantes, un 30 % más que en abril y la mayor cifra registrada en un solo mes desde 2006.