La Oferta

December 3, 2022

Ecuador, “primer país en Latinoamérica” que monitoreará toda su zona costera

Quito, 11 nov (EFE).- Ecuador se convirtió este lunes en el “primer país de Latinoamérica” capaz de monitorear toda su zona costera, gracias a la incorporación de dos boyas de alta gama para detectar perturbaciones marítimas, informó el Servicio Integrado de Seguridad ECU 911.

Una de las boyas se instalará a unas 72 millas náuticas de la provincia de Manabí, y la segunda, a alrededor de 45 millas náuticas de la de Esmeraldas.

Según el Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias, el país invirtió unos 2,9 millones de dólares para adquirir los dispositivos.

De acuerdo al ECU 911, los “dispositivos de alta gama” como se refiere a las boyas “sirven para destacar alertas y permiten, con total precisión, determinar la ocurrencia o no de un tsunami en las zonas costeras”.

Según el director general del ECU 911, Juan Zapata, con la colocación de las boyas, Ecuador es “el primer país en Latinoamérica en tener un sistema de alerta integral que brinda cobertura al perfil costanero y a la región Insular” de Galápagos.

El archipiélago de Galápagos se sitúa a unos mil kilómetros de las costas continentales ecuatorianas y fue declarado en 1978 como Patrimonio Natural de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Las boyas “forman parte de un sistema de superficie que recibe información del sensor de fondo, cuyo componente tecnológico tiene la capacidad de detectar perturbaciones marítimas a pocos centímetros”, apuntó Zapata.

Para la directora general del Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias (SNGRE), Alexandra Ocles, la implementación de las boyas pone al país en la “vanguardia”, resaltó un comunicado de su institución.

Las boyas se presentaron en una ceremonia realizada en las instalaciones del Instituto Oceanográfico de la Armada (Inocar), situado la provincia costera del Guayas, y contó con la presencia del vicepresidente ecuatoriano, Otto Sonnenholzner, entre otras autoridades.