Thursday, January 27, 2022

La Fortaleza en San Juan será pintada de acuerdo a sus colores históricos

Vista de la fachada de La Fortaleza, sede de gobierno de Puerto Rico, en San Juan. EFE/ Thais Llorca/Archivo

San Juan, 22 nov (EFEUSA).- La Fortaleza, la mansión ejecutiva también conocida como Palacio de Santa Catalina, será pintado de acuerdo a sus colores históricos, según informó este viernes a través de un comunicado el Gobierno del territorio caribeño.

El comunicado indica que luego de que la mansión ejecutiva mostrara señales de deterioro por las inclemencias del clima, la administración decidió tomar esta oportunidad para resaltar la belleza e historia de La Fortaleza, utilizando los colores que vistieron su fachada al momento de su origen en el sigo XV.

“Para mí es de suma importancia reconocer que es nuestra responsabilidad no sólo proteger este importante patrimonio histórico, pero resaltar y proveerle al pueblo de Puerto Rico la oportunidad de gozar de su historia, manteniendo la misma en su forma más cercana a su origen”, expresó la gobernadora, Wanda Vázquez.

El palacio exhibirá desde hoy su fachada de color gris, color que se remonta a la época de su cimentación.

“La última vez que la Fortaleza cambió de color su fachada fue luego del paso del huracán María, en el 2017. En 2015 se realizó un estudio de investigación en colaboración con la Oficina Estatal de Conservación Histórica, el Instituto de Cultura Puertorriqueño y con otros expertos, en el cual se extrajeron más de 130 capas de pintura de las paredes del Palacio para identificar los colores que en su origen engalanaron su edificación”, explicó Luis Augusto Martínez-Román, administrador de la Fortaleza.

Dijo que se obtuvo la recomendación favorable por el Instituto de Cultura Puertorriqueño.

Los trabajos de pintura y mantenimiento cumplen con la recomendación del Instituto de Cultura Puertorriqueño y la Oficina Estatal de Conservación Histórica.

Los mismos están siendo realizados con la colaboración de empleados de distintas agencias públicas, entre los que figuran confinados de custodia mínima y empleados de La Fortaleza, por lo que el costo no excede los 10.000 dólares.