La Oferta

June 22, 2024

EE.UU. desea que Boluarte y el Congreso acuerden un adelanto electoral en Perú

Fotografía de archivo del subsecretario estadounidense para América Latina, Brian Nichols. EFE/ Alberto Valdes

Washington, 28 feb (EFE).– El Gobierno de Estados Unidos expresó este martes su deseo de que la presidenta peruana, Dina Boluarte, cierre un acuerdo con el Congreso de su país para adelantar las elecciones y poner fin a la crisis desatada por el fallido autogolpe de Estado del exmandatario Pedro Castillo.

“Esperamos que la presidenta Boluarte y el Congreso puedan llegar a un acuerdo para avanzar las elecciones y que los peruanos puedan confiar en la democracia”, expresó el subsecretario del Departamento de Estado para América Latina, Brian Nichols, durante una charla en la Universidad George Washington de la capital estadounidense.

Nichols, quien fuera embajador de Estados Unidos en Perú entre 2014 y 2017, opinó que los sucesivos cambios de Gobierno de los últimos años en el país andino demuestran “la fragilidad de la democracia” peruana y que la intentona de Castillo fue “claramente inconstitucional”.

Por ello, afirmó que el Gobierno de Joe Biden observa “atentamente” los acontecimientos en Perú y apoya “los esfuerzos para impulsar el orden democrático” en el país.

A comienzos de febrero, el Congreso peruano fracasó en cuatro intentos para adelantar las elecciones generales, lo que, salvo una sorpresa, entierra la posibilidad de que haya comicios este año.

TENSIÓN CON VENEZUELA, NICARAGUA Y CUBA

En un repaso por la política estadounidense en la región, el subsecretario dijo que celebra la reanudación de las conversaciones entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición venezolana, pero advirtió de que las sanciones al país caribeño permanecerán intactas mientras no haya “pasos concretos hacia una solución democrática”

También aplaudió la “liberación” de 222 presos políticos nicaragüenses que fueron recientemente expulsados de su país y enviados a Estados Unidos, pero exigió al Gobierno de Daniel Ortega que “frene los abusos” contra la oposición, incluida la retirada de la nacionalidad nicaragüenses de centenares de opositores.

Sobre Cuba, aseguró que Estados Unidos está enfocado en dar vías de acceso a la financiación para los emprendedores cubanos mientras la isla atraviesa su “peor crisis económica en décadas”, al tiempo que exige a La Habana la “liberación incondicional de todos los presos políticos”.

“La posibilidad de mejorar nuestras relaciones con estos países, ya sea con Cuba, Venezuela o Nicaragua, depende en gran parte de la voluntad de esos países de hacer cambios positivos que respeten los derechos fundamentales”, afirmó Nichols.

LA IMPORTANTE RELACIÓN CON MÉXICO

El diplomático definió la relación con México como una de “las más importantes y dinámicas”, y destacó el “profundo compromiso” del presidente Andrés Manuel López Obrador para combatir el tráfico de drogas a territorio estadounidense.

“Hay suficiente fentanilo en Estados Unidos para matar a cada hombre, mujer y niño de nuestro país”, advirtió Nichols ante los estudiantes.

Sobre el Gobierno de Gustavo Petro en Colombia dijo que Estados Unidos trabajará con él para combatir la crisis climática y para “lograr la paz en ese país”.

Asimismo, celebró “el compromiso con la democracia” del presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, y condenó el asalto en enero a la sede de los tres poderes del Estado brasileño por parte de seguidores del exmandatario Jair Bolsonaro.

Nichols también recordó que este año se conmemora el bicentenario de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Chile, así como los 50 años del golpe de Estado que mató al presidente Salvador Allende, en el que estuvo involucrado Washington.

El subsecretario expresó su apoyo para que Estados Unidos publique pronto todos los documentos relacionados con “ese período terrible de la historia”, pero opinó que la situación ahora es diferente y que el rol de Estados Unidos en la región es “increíblemente positivo”.