La Oferta

May 23, 2022

El debate convence a los ya convencidos pero no parece determinante

Electores esperan en una línea para votar en Indianapolis, Indiana, USA, 23 de octubre de 2020. EFE/EPA/JUSTIN CASTERLINE

Nashville (TN), 23 oct (EFE News).- Con más de 50 millones de personas que han votado de manera anticipada en las elecciones, el debate en Nashville (Tennessee) entre el presidente republicano Donald Trump y su rival demócrata, Joe Biden, convenció a los ya convencidos de uno y otro lado pero no parece que vaya a tener un gran impacto en los comicios del 3 de noviembre.

Pese a que anoche se vivieron momentos tensos en el Curb Event Center de la Universidad de Belmont, en Nashville, este cara a cara fue más calmado que el anterior en Cleveland (Ohio), gracias a que la organización dispuso que los micrófonos se silenciaran en ocasiones para impedir interrupciones, con lo que ambos candidatos pudieron exponer sus ideas, aunque no hubo un claro vencedor.

La estrategia de Trump consistió en hacer valer sus logros de los últimos cuatro años, mirando al pasado, mientras que Biden presentó sus propuestas para el futuro del país.

VISIONES ANTAGÓNICAS

Básicamente ambos chocaron en prácticamente todo, con visiones antagónicas en la gestión de la pandemia del coronavirus, inmigración, medioambiente, racismo y las injerencias extranjeras en las elecciones, entre otros temas.

“Fue una velada mucho más civilizada comparada con la de Cleveland y el público estadounidense y los votantes se benefician de esto”, explicó a Efe el experto en Ciencia Política de la Universidad de Michigan Aaron Kall.

“Ambos estaban bien preparados y listos para adentrarse en un debate sustancial y centrado en política -subrayó-. Las nuevas reglas sobre los micrófonos ayudaron mucho al ambiente en general y los candidatos se autocensuraron en la mayor parte de sus interrupciones y en sus ataques personales de hace semanas”.

Pese a que hubo un mayor diálogo y ambos tuvieron tiempo para exponer sus puntos de vista, no quedó claro quién ganó el debate, y de hecho este viernes los medios de comunicación locales dudaban a la hora de dar un claro triunfador.

AMBOS CANDIDATOS SALIERON BENEFICIADOS

Para Kall, ambos candidatos salieron beneficiados del cara a cara y probablemente su desempeño será elogiado por sus seguidores y campañas.

“El presidente Trump tenía más camino que recortar porque sigue por detrás (de Biden) en las encuestas nacionales y en los estados clave”, apuntó el analista, quien agregó que un debate tan parejo y reñido posiblemente beneficiará más al demócrata, ya que llegó como favorito y no cometió ningún error que le hubiera costado caro frente a los indecisos.

Aun así, a su juicio, la ciudadanía también triunfó al poder ver “un debate sano y de intercambio de ideas que anteriormente estuvo ausente”.