Friday, October 22, 2021

México vacuna a sus jóvenes, los más afectados por la tercera ola de covid-19

El subsecretario de Promoción y Prevención de la Salud, Hugo López-Gatell, participa en una rueda de prensa del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, hoy en Palacio Nacional, de la Ciudad de México. EFE/Mario Guzmán

Ciudad de México, 27 jul (EFE).- La Ciudad de México se convirtió este martes en uno de los primeros lugares del país en vacunar a los jóvenes de entre 18 y 29 años, de los más afectados por la tercera ola de covid-19, mientras el Gobierno insiste en que la inmunización está frenando la mortalidad durante este repunte de contagios.

“Ya me urgía, por protección porque ha sido mucho tiempo, muy largo para todos y es una situación muy complicada”, dijo a Efe Carlos Aguilar, un joven de 22 años recién vacunado en el recinto del Campo Marte de la capital mexicana.

Desde hace más de un mes, México vive una tercera ola de contagios que está impactando principalmente a población joven y no vacunada. Los menores de 40 años representan el 45 % de los nuevos contagios.

Sin embargo, las autoridades rechazan decretar nuevas restricciones y confían en que el avance de la vacunación evitará la crisis de muertes y de colapso hospitalario que se vio en la segunda ola, el pasado enero.

TERCERA OLA CON MENOS MUERTOS

México acumula más de 2,75 millones de casos y 238.000 muertos confirmados, la cuarta cifra más grande del mundo, aunque las autoridades calculan que en realidad ha habido más de 350.000 decesos por covid-19.

Pero el estratega del Gobierno contra el coronavirus, Hugo López-Gatell, explicó este martes en rueda de prensa que la mortalidad de la tercera ola es un 77 % menor al primer pico de julio de 2020 y un 87 % al segundo pico de enero pasado gracias a la vacunación.

“Ya se redujo la mortalidad en personas de mayor riesgo, que son las personas de mayor edad. Las personas de mayor riesgo ya fueron vacunadas desde hace varios meses”, afirmó el funcionario.

México, de 126 millones de habitantes, ha administrado 60,88 millones de dosis y 24 millones de personas han recibido el esquema completo de un plan de vacunación que avanza por edades, de la población más adulta a la más joven.

En su rueda de prensa matutina, el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, restó importancia a la tercera ola al asegurar que a los jóvenes “no les pega fuerte” la covid-19, y puso como ejemplo el caso de su hijo Jesús Ernesto, de 14 años, contagiado recientemente.

SE VACUNAN LOS MÁS JÓVENES

El subsecretario de Promoción y Prevención de la Salud, Hugo López-Gatell, participa en una rueda de prensa del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, hoy en Palacio Nacional, de la Ciudad de México. EFE/Mario Guzmán

La capital mexicana, foco rojo de la pandemia en el país, dio este martes un nuevo paso en la vacunación al comenzar a inocular a los jóvenes de entre 18 y 29 años, siendo una de las primeros estados del país en hacerlo.

En el Campo Marte, un recinto militar de la alcaldía Miguel Hidalgo, fue incesante el flujo de personas que llegaron para recibir la vacuna Sputnik V, uno de los seis fármacos autorizados en México.

Mientras Carlos Aguilar recibía la vacuna, su amiga Rose Domingo, de 22 años y estudiante de Derecho, le tomaba una fotografía con el teléfono celular “para el recuerdo”

“Creo que aunque somos jóvenes, muchos no tenemos la conciencia y sí es importante que a pesar de estar vacunados seguirnos cuidando y con la conciencia de que esto no es un juego”, dijo Domingo tras recibir su dosis, que no le “dolió nada”.

Algunos acudieron con mucha actitud, como Enrique Cortado, publicista de 26 años, quien recibió su dosis disfrazado de Pikachu porque le “encanta” Pokémon.

“No he sentido nada, ya estaba muy intranquilo y a parte emocionado”, confesó este joven que se convirtió en el centro de las miradas y los flashes.

Todos ellos bailaron reguetón en el punto de observación siguiendo las instrucciones de un equipo del Gobierno de la Ciudad de México encargado de amenizar la espera.

“Espero que estén muy animados que vengan con muchas ganas, no he visto a nadie que se ponga negativo”, explicó uno de los bailarines disfrazado de oso panda, al que llaman Pandemio.