Wednesday, January 26, 2022

Buscan a adolescente de 14 años sospechoso de matar a tres personas en Texas

Fotografía de archivo de oficiales de policía investigando la escena del crimen de un tiroteo cerca de la Universidad Texas A&M, en la localidad de College Station, Texas (EEUU). EFE/AARON M. SPRECHER

Los Ángeles, 30 dic (EFE).- Un adolescente de 14 años de Texas permanece fugitivo este jueves como sospechoso de asesinar a tres personas en una tienda de una estación de gasolina el domingo pasado, dijo la Policía de Garland, que advirtió que el joven está armado y es considerado peligroso.

Aunque las autoridades usualmente no identifican a los sospechosos menores de edad, el Departamento de Policía de Garland, Texas, alertó al público de la búsqueda de Abel Elías Acosta, de 14 años, por los hechos ocurridos el 26 de diciembre.

El menor fue acusado el miércoles de tres cargos de asesinato y de herir a una cuarta persona.

El vocero del Departamento de Policía de Garland, Pedro Barineau, dijo en un comunicado que “debido a las circunstancias atenuantes, la naturaleza del incidente y el riesgo para el público, el tribunal ha autorizado la divulgación de su información para que podamos localizar su paradero”.

Los hechos ocurrieron el domingo pasado en la tienda de una gasolinera de Garland, ciudad que pertenece al área metropolitana de Dallas–Fort Worth.

La cámara de vigilancia del negocio captó a un sospechoso sin camisa con una pistola acercándose agachado a la puerta de la tienda. El individuo abre la puerta y comienza a disparar para después huir.

Los adolescentes Rafael García e Iván Noyola murieron en el tiroteo, y la Policía cree que al menos uno de ellos estuvo involucrado en un altercado previo con el atacante.

La tercera víctima, Xavier González, era un transeúnte que iba a la tienda a comprar tacos, según dijo la familia del joven a medios locales.

Richard Acosta, padre de Abel, se entregó a la Policía esta semana y enfrenta un cargo de homicidio capital, acusado de llevar a su hijo a la escena del crimen.

La Policía había arrestado a otro menor de 14 años a principios de esta semana pero se determinó que no era el agresor. No obstante, las autoridades aún consideran al adolescente como “persona de interés en la investigación”.

Las autoridades ofrecieron una recompensa de 5.000 dólares por cualquier información que conduzca al arresto de Acos