La Oferta

February 4, 2023

Inicia peregrinación de centro de México a Basílica de la Virgen de Guadalupe

Peregrinos de varias comunidades caminan rumbo a la capital del país, hoy en la cercanías del Volcán Popocatépetl, hoy, en la zona de Paso de Cortés, en el estado de Puebla (México). EFE/ Hilda Ríos

Puebla (México), 9 dic (EFE).- Fieles mexicanos iniciaron este viernes la peregrinación hacia la Basílica de Guadalupe de Ciudad de México para conmemorar a la Virgen tras dos años de restricciones por la pandemia de covid-19.

Con promesas, cargando imágenes en bulto o en cuadro de la Virgen de Guadalupe, comenzó la caminata de peregrinos desde el central estado mexicano de Puebla hacia el santuario de la capital del país, considerado el segundo templo más visitado del mundo, solo detrás de la Basílica de San Pedro del Vaticano.

Sin pensar en las dificultades que afrontarán en los próximos días, tienen la intención de llegar a los pies de la “Morenita del Tepeyac” para agradecer los favores recibidos, para cumplir mandas o promesas realizadas a cambio de una petición o solo por el amor a la Virgen.

Peregrinos de varias comunidades caminan rumbo a la capital del paÌs, hoy en la cercanÌas del Volc·n PopocatÈpetl, hoy, en la zona de Paso de CortÈs, en el estado de Puebla (MÈxico). EFE/ Hilda RÌos

El punto de reunión por tradición fue el municipio de Santiago Xalitzintla, donde cientos de peregrinos montaron un campamento con casas de campaña, acostados a la intemperie sobre el cemento cubriéndose con cobijas y aguantando las temperaturas de 5 grados centígrados.

A las 5.30 hora local (10.30 GMT) comenzaron a despertar por grupos, para avanzar hacia el Paso de Cortés, el camino que atraviesa entre el volcán Popocatépetl y el Iztaccíhuatl.

El peregrino José Miguel García compartió a EFE que llevan un día de recorrido, ya que son originarios de Puebla capital, y se quedaron a dormir en la zona de Xalitzintla.

Confesó que el cansancio era mucho y no querían correr algún tipo de peligro, por lo que compartieron espacio con otros feligreses que estaban descansando.

“Si la virgencita nos los permite, estaremos llegando a su casa el día 11, es decir el próximo domingo. Cada quien trae un motivo, ya que es personal, en mi caso voy a agradecer que mí mamá salió bien de una operación, pero cada año vengo y voy a seguir viniendo mientras me de salud”, dijo.

Con motivo del Día de la Virgen de Guadalupe, que se celebra el 12 de diciembre, millones de peregrinos viajan de todos los rincones de México, de otros países de América e incluso de otros continentes a la Basílica, que este año espera un récord de más de 10,5 millones de visitantes por el fin de restricciones tras la pandemia.

Peregrinos de varias comunidades caminan rumbo a la capital del país, hoy en la cercanías del Volcán Popocatépetl, hoy, en la zona de Paso de Cortés, en el estado de Puebla (México). EFE/ Hilda Ríos

Ernesto Pérez, peregrino con 70 años de edad, contó que camina hacia la Basílica de Guadalupe desde hace 40 años.

Admitió que cada año es más complicado llegar por la edad y las enfermedades que padece, pero aún así se propuso llegar este año a los pies de la Virgen.

Víctor Hugo Fuentes Solis, Peregrino con 20 años de participación en estas caminatas, refirió que él se encarga de llevar veladoras que conocidos le piden bendecir o encender en la iglesia, además de cargar una imagen de bulto de cerca de 10 kilos para que se la bendigan.