La Oferta

February 24, 2024

El líder demócrata del Senado pide a competencia analizar compras de Chevron y ExxonMobil

Archivo. EFE/EPA/JIM LO SCALZO

Washington, 1 nov (EFE).- El líder de la mayoría demócrata en el Senado de Estados Unidos, Chuck Schumer, pidió este miércoles a la Comisión Federal de Comercio (FTC, en inglés), la autoridad que vela por la libre competencia, que investigue las recientes adquisiciones anunciadas por las petroleras Chevron y ExxonMobil.

“El mes pasado, las dos compañías petroleras más grandes de Estados Unidos, ExxonMobil y Chevron, anunciaron dos de las adquisiciones de petróleo más grandes del siglo XXI. De hecho, algunas de las fusiones más grandes en la historia”, denunció en el pleno del Senado.

Chevron anunció en octubre la compra por 53.000 millones de dólares de Hess Corporation, que, entre otros activos, tiene gran presencia en Guyana, muy rica en yacimientos petrolíferos.

Por su parte, ExxonMobil pactó también en octubre la adquisición de Pioneer Natural Resources, la mayor perforadora de la Cuenca Pérmica del oeste de Texas y Nuevo México, por unos 59.500 millones de dólares.

Según Schumer, estos acuerdos “llevan el sello de tener un efecto perjudicial y anticompetitivo” y avisó de que “si se les permite llevarse a cabo, los estadounidenses podrían experimentar las consecuencias a través de precios más altos en las gasolineras”.

“La gente se queja, con razón, de que los precios de la gasolina son demasiado altos, y estas fusiones inevitablemente harán que los precios sean aún más elevados”, aseveró.

Schumer, que presentó la iniciativa suscrita por un grupo de 22 senadores, pidió a la FTC que investigue las operaciones y que si concluye que viola las leyes antimonopolio “intervenga y se oponga a las fusiones”.

“Nunca olvidaré el día, esto ocurrió durante la Presidencia de un demócrata, Bill Clinton, desafortunadamente, que se permitió la fusión entre Exxon y Mobil, dos de las mayores compañías petroleras. Me opuse en ese momento”, dijo.

El líder demócrata recordó que esas fusiones de los años noventa del siglo pasado como la citada resultaron en una reducción a la mitad de las empresas petroleras y como consecuencia en “manipulación del mercado, un suministro inestable y, en última instancia, aumentos de precios”.

Hess controla junto a Exxon y CNOOC Ltd la producción de petróleo en las afueras de la costa de Guyana, específicamente en el Bloque Stabroek, que se estima contiene unos 11.000 millones de barriles de petróleo.

Con la compra de Hess, Chevron gana terreno para competir con ella por los abundantes recursos petrolíferos de Guyana.

Por su parte, la operación de ExxonMobil transforma la cartera de exploración y producción (upstream) de este gigante energético, duplicando con creces la huella de la empresa en la Cuenca Pérmica , considerado el recurso potencial de petróleo y gas más grande jamás evaluado.