La Oferta

February 27, 2024

Sindicatos mexicanos exigen a López Obrador romper relaciones con Israel

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, habla durante su rueda de prensa matutina en el Palacio Nacional de la Ciudad de México (México). EFE/ Isaac Esquivel

Ciudad de México, 8 nov (EFE).- Decenas de sindicatos mexicanos exigieron este miércoles al presidente, Andrés Manuel López Obrador, romper relaciones diplomáticas con Israel ante la muerte de más de 10.000 civiles en la Franja de Gaza desde que estalló el conflicto el 7 de octubre.

“Seguros de que reflejamos el sentimiento de cientos de miles de mexicanos y mexicanas, pedimos hoy al presidente Andrés Manuel López Obrador y a la Secretaría de Relaciones Exteriores que rompan de manera inmediata toda relación diplomática y comercial con el Estado de Israel hasta que cese el fuego”, indicaron en un pronunciamiento.

El posicionamiento se desplegó en diarios nacionales firmado por agrupaciones como la Nueva Central de las y los Trabajadores (NCT), Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), la Asamblea Nacional de Usuarios de Energía Eléctrica (ANUEE), el Sindicato Mexicano de Salud  (SIMESA), y el Sindicato de Trabajadores del Transporte de Pasajeros (STTP), entre otros.

También firmaron secciones de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE).

Las asociaciones cuestionaron la postura de “neutralidad” de López Obrador, quien el martes avisó que no rompería relaciones con Israel.

“Nosotros, quiero decirlo con mucha claridad, no vamos a romper relaciones con Israel ni vamos a tener una postura más allá de buscar la paz”, declaró el mandatario en su rueda de prensa matutina.

El posicionamiento del gobernante mexicano contrasta con el de otros gobiernos de izquierda en Latinoamérica, como Bolivia, que la semana pasada rompió relaciones con Israel, y Chile y Colombia, que llamaron a consultas a sus embajadores en Tel Aviv.

En este contexto, los sindicatos consideraron que “México debe hacer honor a su bien ganado prestigio en política internacional, ubicándose una vez más del lado correcto de la historia, y sumarse a la condena de otros países hermanos latinoamericanos como Bolivia, Colombia, Chile y Brasil”.

“México no puede guardar silencio ni soslayar hechos de semejante atrocidad. La política de no intervención y respeto a la autodeterminación de los pueblos no es sinónimo de silencio ante un genocidio de largo plazo y crímenes de guerra contra la población  civil palestina”, argumentaron.

Las organizaciones pidieron que México demande el fin de los ataques contra civiles, que se permita a la población refugiada el retorno a sus tierras, se reconstruyan las zonas devastadas, y se garantice la existencia de Palestina como un Estado libre.

Tras un mes del estallido del conflicto, que comenzó el 7 de octubre con un sorpresivo ataque del grupo Hamás, hay más de 1.400 fallecidos en Israel y más de 10.000 muertos en la Franja de Gaza.