La Oferta

February 20, 2024

Autoridad hacendaria dice que economía mexicana está fuerte y sin signos de vulnerabilidad

El subsecretario de Hacienda de México, Gabriel Yorio González, en una conferencia de prensa en Ciudad de México (México). Imagen de archivo. EFE/José Méndez

Ciudad de México, 5 ene (EFE).- La economía de México “está fuerte y no hay signos de vulnerabilidad”, además, “la inflación está en una tendencia decreciente y el sistema financiero se encuentra en una posición fuerte”, aseguró este viernes el subsecretario de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Gabriel Yorio.

Mediante un mensaje publicado en la red social X (antes Twitter), Yorio explicó que la economía mexicana “continúa superando su promedio histórico de crecimiento, con un aumento de 1,1% en el tercer trimestre de 2023 y una generación de empleos que excede las cifras históricas”.

“Esto refleja un mercado laboral robusto y en expansión”, expuso el funcionario en su texto.

Además, dijo que el enfoque en la inversión en lugar del consumo como principal motor de crecimiento es un indicador de fortalecimiento de la capacidad productiva y de “una economía más resistente a choques externos”.

Señaló que “la inflación está en una tendencia decreciente, lo cual es un signo de estabilidad macroeconómica” y el sistema financiero “también se encuentra en una posición fuerte, con un sector bancario bien capitalizado y niveles de crédito interno manejables”.

Explicó la política de tipo de cambio flotante “permite una mayor adaptabilidad y resiliencia frente a fluctuaciones externas, reflejado en la apreciación del peso durante la actual administración”.

La moneda mexicana cerró el año con una apreciación récord frente al dólar de casi 13%, para puntarse como una de las divisas emergentes con mejor desempeño, un fenómeno que especialistas llaman ‘superpeso’ y atribuyen, en gran parte, al fenómeno de relocalización de cadenas o ‘nearshoring’.

Yorio también dijo que las reservas internacionales en máximos históricos proporcionan un “colchón considerable contra choques externos”.

“Estos factores, en conjunto, muestran una economía mexicana más robusta y menos susceptible a crisis como en años anteriores”, precisó.

El funcionario señaló que en términos de déficit comercial, la situación ha mejorado significativamente en los últimos 20 años.

Por ejemplo, en 1994 el déficit de la balanza comercial era del 3,3% del PIB, mientras que al tercer trimestre de 2023, el déficit comercial acumulado es solo del 0,6% del PIB, con una balanza no petrolera que presenta un superávit.

“Esto indica una mayor diversificación y solidez en el comercio exterior. Por estas razones, la economía mexicana es la doceava más grande del mundo”, cerró.

El jueves, la agencia Moody’s advirtió de crecientes desequilibrios internos y externos en la economía mexicana en el último año de la presidencia de Andrés Manuel López Obrador que aumentan su vulnerabilidad y podrían crear condiciones para un ajuste brusco.

“Los desequilibrios actuales han superado los niveles que detonaron la última gran crisis de fin de sexenio a finales de 1994, aunque las condiciones actuales son diferentes. Reducir la vulnerabilidad económica requiere ajustes de política económica en el corto plazo”, indicó Moody’s Analytics en un reporte.