La Oferta

June 20, 2024

La Reserva Federal mantiene sin cambios los tipos de interés en Estados Unidos

EFE/EPA/MICHAEL REYNOLDS

Washington, 31 ene (EFE).- La Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) anunció este miércoles que mantiene los tipos de interés en su rango actual y afirmó que no espera que sea apropiado reducir el rango objetivo hasta estar seguros de que la inflación se está moviendo de manera sostenible hacia el 2%.

“Al evaluar la postura adecuada de la política monetaria, el Comité seguirá supervisando las implicaciones de la información entrante para las perspectivas económicas”, apuntó el regulador estadounidense tras mantener los tipos en la horquilla del 5,25% y el 5,5%, su máximo nivel desde 2001.

La decisión, que fue unánime, fue anunciada en un comunicado y en unos minutos tomará la palabra el presidente de la Fed, Jerome Powell, para explicarla y pronunciar un discurso que será analizado de cerca para ver si da un panorama más claro sobre las decisiones futuras del banco central.

En el comunicado, el regulador advirtió, como suele hacer tras cada reunión, que está “preparada para ajustar la postura de la política monetaria según corresponda si surgen riesgos que puedan impedir el logro de los objetivos” de devolver la inflación al 2%.

“Las evaluaciones del Comité tendrán en cuenta una amplia gama de información, incluidas lecturas sobre las condiciones del mercado laboral, presiones inflacionarias y expectativas de inflación, y acontecimientos financieros e internacionales”, apunta el comunicado.

Según la Fed, los indicadores económicos recientes sugieren “que la actividad económica se ha estado expandiendo a un ritmo sólido”, que el aumento del empleo se ha moderado, pero sigue siendo fuerte y que la inflación “ha disminuido durante el año pasado, pero sigue siendo elevada”.

“El Comité busca alcanzar el máximo empleo y una inflación a una tasa del 2% en el largo plazo. El Comité considera que los riesgos para lograr sus objetivos de empleo e inflación se están equilibrando mejor. Las perspectivas económicas son inciertas y el Comité sigue muy atento a los riesgos de inflación”, apunta el comunicado.

Los miembros del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, en inglés), órgano encargado de decidir si se suben o no los tipos, tomaron esta decisión tras concluir un encuentro de dos días.

La decisión de la Fed se conoce unos días después de que Estados Unidos anunciara que cerró 2023 con un crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) del 3,1%, gracias al aumento del gasto de los consumidores pese a la inflación.

La cifra es mayor a la estimada por los economistas y superior al 2,1% del crecimiento registrado en 2022, año en el que la primera economía del mundo sufrió una recesión técnica.

El PIB es uno de los datos que analiza de cerca el regulador, junto con la inflación, que en diciembre abandonó su racha bajista. Los precios subieron tres décimas interanualmente y la inflación cerró el año en el 3,4%.

Este indicador llevaba bajando en términos interanuales desde octubre y la subida supuso un revés para los objetivos de la Fed de devolverla al 2%.

El mercado laboral estadounidense es otro de los datos que analiza la Fed y, lejos de enfriarse, continúa sólido.

En diciembre, la creación neta de nuevos puestos de trabajo subió de nuevo y se crearon 216.000 puestos, 43.000 más de los generados un mes antes, y la tasa de desempleo se mantuvo en el 3,7%, una cifra que no parece indicar que el mercado laboral se haya resentido por las subidas de tipos.