La Oferta

February 3, 2023

La pandemia colapsa nuevamente los sistemas y dispara las muertes en América

Personal médico atiende a un enfermo en una unidad de cuidado intensivo NO COVID del Hospital El Tunal, el 17 de enero de 2021 de en Bogotá (Colombia). EFE/ Mauricio Dueñas Castañeda

Redacción Internacional, 20 ene (EFE).- La crisis por el coronavirus en América, el continente más afectado con unos 43 millones de casos y casi un millón de decesos, se ha agudizado esta semana por la nueva ola de la pandemia, provocando más muertes debido al desbordamiento hospitalario y la escasez de recursos esenciales como el oxígeno.

“En toda nuestra región, especialmente en América del Norte y del Sur, muchos hospitales están funcionando al límite de su capacidad o muy cerca de este”, dijo Carissa Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), en un balance semanal publicado hoy en Twitter y en el que alerta de la alta ocupación en las unidades de cuidados intensivos y la escasez de oxígeno.

LATINOAMÉRICA: UNOS 18 MILLONES DE CASOS Y MÁS DE 555.000 MUERTES

A nivel global, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), los casos ascienden a 94,1 millones y los decesos a 2,03 millones, casi el 50 % de estos en América.

América acumula unos 43 millones de casos (alrededor de 18 millones en Latinoamérica), Europa 30 millones y el sur de Asia 12,5 millones.

Asimismo, unas 970.000 personas han perdido la vida en el continente americano a causa de la covid-19 (más de 555.000 en Latinoamérica), frente a 674.000 en Europa y 192.000 en Asia Meridional.

Estados Unidos sigue siendo el país con más casos absolutos (24,2 millones), seguido de India (10,5 millones), Brasil (8,5 millones) y Rusia (3,6 millones), de acuerdo con los datos de la universidad estadounidense Johns Hopkins.

COLAPSO Y RÉCORD DE CONTAGIOS EN LA REGIÓN

En tan solo una semana “vimos más de 2,5 millones de nuevos casos de la covid-19 en las Américas -equivalente a más de la mitad de todas las infecciones a nivel mundial- y 42.000 personas perdieron la vida a consecuencia de la pandemia”, subrayó la directora de la OPS en su balance, al agregar que está “particularmente preocupada por las próximas semanas”.

La región atraviesa otra ola del coronavirus, que se vio agudizada por el repunte de contagios durante las fiestas de Fin de Año y que se mantiene en una curva creciente, provocando el desbordamiento en los servicios.

Ese es el caso de Brasil, que el martes informó de más de 1.000 muertos y 60.000 casos de coronavirus en solo 24 horas y que afronta una grave crisis en el estado de Amazonas.

Según los datos de la propia Gobernación, como consecuencia del alto número de pacientes con coronavirus internados, el consumo diario de oxígeno en Amazonas saltó a 76.000 metros cúbicos diarios, casi tres veces superior al registrado en marzo de 2020, cuando Manaos, la capital regional, también vivió una crisis sanitaria por la primera ola de la pandemia.

La segunda ola también ha impactado en Chile, en medio de la llegada de la temporada estival y el aumento de la circulación por vacaciones, especialmente desde la capital hacia el sur, lo que ha agravado la situación en algunas ciudades que se encuentran al borde del colapso sanitario.

Mientras Paraguay, donde siguen a la espera de que se concrete un acuerdo para acceder a una vacuna pronto, el país se encuentra al límite de la capacidad de respuesta de los hospitales públicos tras acumular 123.359 positivos confirmados y 2.536 muertes.

AVANZA LA VACUNACIÓN

En cuanto a la vacunación, la OPS aseguró que trabaja con los países en la preparación para vacunar a sus poblaciones, además de apoyar el mecanismo COVAX para que las dosis estén disponibles en todos los países del continente.

Por ahora, indica el organismo, 18 países han preparado planes nacionales de despliegue de vacunación y 23 han completado la Evaluación de Preparación para la Vacuna.

En tanto, las naciones que lograron acuerdos directos con los fabricantes siguen avanzando en la inmunización, con México, Argentina, Costa Rica y Chile a la cabeza, pues fueron los primeros en comenzar las vacunaciones.

A estos se sumaron esta semana Brasil y Panamá, país que inició este miércoles su campaña de inmunización con la vacuna de Pfizer/BioNtech, tras la llegada de la primera remesa, aunque con menos dosis de las que se habían pactado.

Chile (unos 680.000 contagios y alrededor de 17.500 decesos) también recibió este miércoles una nueva remesa de 44.000 dosis de la vacuna de Pfizer, mientras la segunda ola sigue ganando fuerza en el país y la tasa de positividad sobre el total de PCR realizados en la últimas horas llegó al 8,6 %, una de las más altas en semanas.

En tanto, Ecuador (234.315 contagiados y más de 14.400 muertes) esperaba este miércoles la llegada de la primera remesa de vacunas de Pfizer, para proteger al personal de primera línea que hace frente a la pandemia, así como personas mayores.