Thursday, October 21, 2021

Despiden a jefe policial de Miami que denunció a concejales y “mafia cubana”

Fotografía de archivo cedida por el Departamento de Policía de la ciudad de Miami donde aparece su jefe policial, Art Acevedo, mientras habla durante un evento de la dependencia en la ciudad. EFE/Policía de Miami

Miami, 12 oct (EFE).- El jefe de la Policía de la ciudad de Miami, Art Acevedo, que hasta abril pasado estuvo a cargo de la policía de Houston (Texas), fue suspendido a los seis meses de asumir el puesto, después de haber denunciado corrupción y la existencia de una “mafia cubana” en la ciudad.

Acevedo, que es cubano-estadounidense aunque criado en California, fue suspendido en sus funciones con “la intención de terminar su empleo” por parte del administrador municipal, Arthur Noriega, quien alegó que el jefe policial “perdió la confianza” de su departamento.

También dijo que no obedeció sus órdenes y que amenazó con sancionar a los empleados que no se hayan vacunado contra la covid-19, algo en lo que no tiene competencia.

“La relación entre el jefe y la organización se ha vuelto insostenible y debe resolverse de inmediato. En particular, la relación entre el Jefe y el Departamento de Policía que dirige, así como con la comunidad, se ha deteriorado sin remedio”, dijo el administrador en un comunicado el lunes .

“Desafortunadamente, el jefe Acevedo no es el adecuado para esta organización”, subrayó.

El administrador nombró temporalmente al asistente del jefe de policía, Manny Morales, mientras se busca al reemplazo permanente de Acevedo.

Para hacerse efectivo, el despido de Acevedo debe ser aprobado por la Junta Municipal en una votación en la que se requiere que se pronuncien a favor tres de sus cinco integrantes.

El alcalde de Miami, Francis Suárez, que fue quien decidió nombrar a Acevedo, aun no se pronunció al respecto, pero se espera que lo haga hoy en una rueda de prensa.

Acevedo siempre ha sido es un policía poco convencional. En 2020, siendo jefe de la Policía de Houston, se solidarizó con la familia de George Floyd, asesinado por un policía blanco en Minneapolis, e incluso participó en una manifestación en protesta por la muerte del afroamericano.

También se destacó por sus críticas a Donald Trump cuando era presidente y por pedir un mayor control de las armas de fuego.

En sus seis meses en Miami tampoco pasó inadvertido.

SIEMPRE POLÉMICO

Fotografía oficial cedida por el Departamento de Policía de la ciudad de Miami donde aparece su jefe policial, Art Acevedo, que es cubano-estadounidense aunque criado en California. EFE/Policía de Miami

Los comisionados (concejales) de la ciudad de Miami votaron a favor de investigar a Acevedo, que días antes había dicho en público que la ciudad “está dirigida por la mafia cubana” y pedido a la justicia federal que investigara a tres concejales, Joe Carollo, Manolo Reyes y Alex Díaz de la Portilla.

Acevedo los acusó de “interferencia” en una investigación policial y sembró así la duda sobre hechos de corrupción.

Su referencia a la “mafia cubana” fue muy criticada y Acevedo se disculpó pese a que dijo que había sido una broma.

“La declaración fue hecha con sentido de humor, pero desde entonces supe que es algo muy ofensivo para la comunidad cubana en el exilio, de la que soy un orgulloso miembro”, explicó en Twitter el jefe del departamento policial.

Según una encuesta realizada entre 780 oficiales activos y cuyos resultados fueron divulgados por medios locales, un 79 % de los agentes dijo no tener confianza en el jefe de la policía de Miami y un porcentaje igual opinó que debería ser despedido o dimitir.

Acevedo nació en Cuba y llegó a Estados Unidos junto a su familia cuando tenía cuatro años. Se crió en California y en ese estado estudió en la Universidad de La Verne, de la que se graduó en administración pública.

Su carrera policial comenzó en la Patrulla de Carreteras de California, de la que llegó a ser jefe en 2005. Después fue jefe de la policía de Austin, en Texas, por nueve años, y luego ejerció el mismo cargo en Houston.

Cuando el 5 de abril asumió como jefe de policía de Miami, Acevedo se comprometió a no ser solo un “jefe latino” y servir a “todas las personas de todas las naciones, de todos los colores, de todas las orientaciones sexuales y de todos los ámbitos de la vida”.