La Oferta

April 17, 2024

Expertos mexicanos piden afrontar próximas zoonosis con estrategias eficaces

Familiares esperan informes de pacientes contagiados con la covid-19, en el Hospital Central, en ciudad Juárez, Chihuahua (México). Imagen de archivo. EFE/ Luis Torres

Ciudad de México, 12 nov (EFE).- Especialistas de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) llamaron a contar con un nuevo abordaje para estudiar la salud de manera integral y así afrontar las próximas zoonosis, enfermedades que pueden transmitirse de animales a seres humanos, con estrategias eficaces.

En un comunicado emitido este sábado por la institución se apuntó que las zoonosis, como la pandemia de la covid-19, “demuestran la vulnerabilidad en la que nos encontramos cuando un microorganismo salta de una especie a la nuestra”.

“Solamente así se logrará un equilibrio que nos ayude a respetar a la fauna silvestre, y prepararnos para afrontar próximas zoonosis con estrategias más eficientes”, dijo en el reporte el investigador de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia (FMVZ) de la UNAM, Gerardo Suzán Azpiri.

Durante un seminario virtual, organizado por la Facultad de Ciencias (FC), dedicado al tema “Desafíos en conservación de fauna silvestre a raíz de la pandemia por covid-19”, Suzán Azpiri precisó que “más del 60 % de las enfermedades son zoonóticas emergentes, y al menos el 31 % de las enfermedades emergentes están asociadas a especies naturales”.

Ante ellos, consideró necesario recurrir a disciplinas emergentes como la biología de la conservación, que se desarrolla en respuesta a la crisis que enfrenta la diversidad biológica y busca mantener la biodiversidad, la estructura y funcionamiento de ecosistemas y la resiliencia.

O bien, a la genética de la conservación, una ciencia multidisciplinaria en respuesta a la pérdida de diversidad genética y a la reducción del tamaño de las poblaciones Explicó que la medicina de la conservación es una ciencia que responde a la crisis ambiental y que se enfoca en la intersección del ambiente, los hospederos humanos y no humanos y de los patógenos.

“El objetivo de estos abordajes es impulsar el concepto Una Salud, el cual es colaborativo, multisectorial y transdisciplinario, opera a nivel local, regional, nacional y mundial para lograr resultados óptimos de salud y bienestar, reconociendo las interconexiones entre personas, animales, plantas y su entorno compartido”, expuso.

De acuerdo con Suzán Azpiri, “la conservación debe ser una estrategia preventiva en todos los aspectos. Después de la pandemia es un buen momento para empezar a trabajar la ciencia a partir de la visión colaborativa, interconectada e integral”.

Expuso que uno de los retos es aprender de la evolución y de los microbiomas, de los hospederos y patógenos prioritarios, para encontrar nuevas pistas.

“Se necesita integrar microparásitos como parte de la biodiversidad, incluyendo a los virus y priones (proteínas que se producen de manera natural en el cerebro de las personas y los animales)”, finalizó. E