La Oferta

July 12, 2024

Mexicanas marchan en Ciudad de México por condena contra mujer que mató a su violador

Un grupo de mujeres de varios colectivos marchan en apoyo a la joven mexicana Roxana Ruiz, condenada a seis años de cárcel por defenderse de su violador, en Ciudad de México (México). EFE/Sáshenka Gutiérrez

Ciudad de México, 19 may (EFE).- Distintos colectivos de mujeres se manifestaron este viernes en la Ciudad de México para demandar que se revierta la condena de seis años y dos meses en contra de Roxana Ruiz, por asesinar en defensa propia a su violador.

El contingente marchó desde la Glorieta de las Mujeres que Luchan hasta la del emblemático Ángel de la Independencia, ambas ubicadas sobre la principal avenida de la capital mexicana Paseo de la Reforma.

Las mujeres gritaban consignas y levantaban en alto distintas mantas y carteles, principalmente, exigiendo justicia, con mensajes como: “Defender mi vida no es un delito”, “Roxana eres valiente, nunca delincuente” y “No estás sola”, entre otras.

En mayo de 2021, Ruiz asfixió a su agresor sexual, por lo que recibió una pena de poco más de seis años al considerar que cometió un “homicidio simple con abuso de defensa”, además de una reparación a la familia de su violador por encima de los 285.000 pesos (unos 16.014 dólares).

Llevó su proceso por nueve meses recluida en un penal mexicano y ahora exige justicia y su absolución, pues afirmó en un mensaje público que “no tuve la culpa de lo que me pasó, yo no pedí ser violada, no pedí que este tipo me agrediera, creo que ninguna mujer debería de pasar por esto”.

“Pido justicia no solo para mí, sino para todos las mujeres. Sabemos que hay 10 feminicidios por día, eso en un aproximado en el país”, comentó a través de un altavoz.

Además, a dos años de este suceso, Ruiz, con lágrimas entre los ojos y voz cortante, pidió justicia “para seguir con mi vida”.

“Quiero seguir con mi vida, quiero seguir libre y sin miedo”, abundó.

Por la mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció desde su conferencia en el Palacio Nacional que analiza el conceder un indulto a Ruiz.

Sin embargo, su abogado defensor, Ángel Carrera, precisó que esto conllevaría a que Roxana admitiera este exceso de su legítima defensa, como dicto una jueza el 15 de mayo de 2021.

Un grupo de mujeres de varios colectivos marchan en apoyo a la joven mexicana Roxana Ruiz, condenada a seis años de cárcel por defenderse de su violador, en Ciudad de México (México). EFE/Sáshenka Gutiérrez

“Consideramos que el indulto equivaldría a un perdón y perdón tendría que aceptar Roxana que el hecho lo cometió, lo cierto es que Roxana es inocente, el hecho no lo cometió, así que nosotros seguiremos en nuestra ruta jurídica agotando los recursos que la ley nos permite”, informó su defensa.

Una de las participantes en la marcha en la capital mexicana, Elisa Martínez, contó a EFE que este caso “da coraje e impotencia porque el Estado siempre se ensaña con nosotras las mujeres, nos tratan de criminalizar cuando lo único que quiso hacer Roxana fue defender su vida”.

“Que Roxana sea absuelta, no es una delincuente, ella salvó su vida, tiene un pequeño y no le está dando el cuidado que requiere”, pidió la entrevistada.

Beatriz Maldonado, directora de la asociación Mujeres Unidas por la Libertad, que concentra a mujeres que pasaron por el sistema penitenciario mexicano, expresó que “no solamente está Roxana, también tenemos muchas mujeres que cometieron el mismo delito y no tuvieron tanta suerte como Roxana”.

Dijo que la justicia que ha recibido es “injusta porque si Roxana no se hubiera defendido, entonces la muerta hubiera sido ella y hubiera sido un número más en la lista de los feminicidios”.

Maldonado afirmó que es parte de “un sistema patriarcal” que da prioridad a los hombres sobre las mujeres.

Jessica, de la Fundación Cause Ciudadano Mujeres, anotó que son más de 11.000 las mujeres que son privadas de su libertad.

Señaló que este caso puede citar un precedente claro para que más mujeres que están en la misma situación jurídica puedan tener acceso a un proceso con perspectiva de género y no sigan siendo criminalizadas, con arbitrariedades e injusticias.