La Oferta

July 14, 2024

Estudios modificarán propuesta sobre inteligencia artificial para terminar con la huelga

Archivo. EFE/EPA/Allison Dinner

Los Ángeles (EE.UU.), 7 nov (EFE).- Los grandes estudios de Hollywood volverán a ajustar su propuesta sobre la inteligencia artificial (AI) con la intensión de alcanzar un acuerdo con el Sindicato de Actores de EE.UU. (SAG-AFTRA), en huelga desde hace 117 días.

Según información del medio especializado Variety, las empresas de entretenimiento representados por la Alianza de Productores de Cine y Televisión (AMPTP) se reunió el lunes por la noche con el SAG-AFTRA para solucionar sus diferencias en torno a temas como la IA, luego de que el gremio anunciara que aun discrepaban en varios “puntos esenciales” de lo que los estudios llamaron su “última, mejor y definitiva” propuesta.

El medio estadounidense también reportó que ambas partes volverían a reunirse esta tarde con la esperanza de lograr un acuerdo en dicho punto.

El tema de la IA para crear dobles digitales de los intérpretes, ha sido uno de los más sonados y de mayor conflicto a lo largo de la huelga que ha mantenido paralizada a la industria de Hollywood por meses.

Los actores exigen a los estudios un modelo regulado con cláusulas específicas que los protejan ante esta tecnología, pero las empresas no se han comprometido a dejar de entrenar sus sistemas de IA.

Medios especializados reportaron que en la última propuesta, la AMPTP ofrecía un aumento de los salarios a los profesionales que permitan ser replicados virtualmente.

Otro de los temas que podría seguir obstaculizando el acuerdo del convenio colectivo que regirá los próximos tres años de su trabajo conjunto, son las remuneraciones económicas que los actores perciben a la hora de la retransmisión en servicios de “streaming” de los contenidos en los que participaron.

La primera huelga conjunta en seis décadas que protagonizaron SAG-AFTRA y el gremio de guionistas de EE.UU.(WGA), que llegó a un acuerdo con AMPTP a finales de septiembre, ha supuesto unas pérdidas de 6.500 millones de dólares para la economía californiana y el despido de 45.000 trabajadores, según la Oficina de Estadísticas Laborales (Departamento de Trabajo de EE.UU.).